La portada de 'La obra maestra': descripción y proceso creativo

Soy un joven escritor tremendamente ilusionado con lo que se me viene encima. Se acerca el momento de que ‘La obra maestra’ vea la luz de la mano de Ediciones Atlantis, y puesto que la portada ya se ha hecho pública en redes sociales, me gustaría enseñaros todos sus detalles y contaros cómo ha sido su proceso creativo. 

Pero, antes de nada, quiero presentaros a la artista que ha realizado la ilustración de la cubierta. Se trata de Ana Hernández Anchel, una estudiante de Conservación y Restauración de Bienes Culturales, que desde bien pequeña ha estado inmersa en el mundo del arte. Ahora está finalizando sus estudios en Milán y descubriéndose a sí misma, definiendo un estilo propio para crear de su pintura algo más personal. Podéis ver sus trabajos en su cuenta de Instagram @anhdezart. Son realmente espectaculares.

La portada de ‘La obra maestra’ está compuesta de un fondo burdeos sobre el que queda enmarcada la ilustración principal. El encabezado lo componen el nombre del autor, el título de la tetralogía y el subtítulo de este primer libro. Se ha utilizado la tipografía Cinzel —una letra elegante y clásica acorde con el estilo de la novela— en color blanco, en contraste con el rojo del marco.

La ilustración nos muestra a uno de los personajes principales de la historia: Alastor, el líder del grupo terrorista Anubis, camina sobre un tablero de ajedrez infestado de peones negros. Esos mismos peones de los que va a servirse para iniciar la ejecución de su obra maestra. Chasquea los dedos, desatando el caos con ese gesto. Al fondo, una explosión sacude el centro neurálgico de una gran ciudad, que podría ser tanto Valencia como Madrid —los lugares donde se desarrolla la acción—.

 

El personaje de Alastor se encuentra dibujado al detalle, en consonancia con la descripción que escribí para el prólogo de la historia. Llaman la atención la máscara con forma de chacal, la corbata de cachemir, los gemelos con forma de cruz ansada o los zapatos con hebillas doradas:

“Un hombre con el rostro oculto tras la máscara de un chacal negro salió de las dependencias del Banco. Arturo observó de arriba abajo su fornido cuerpo, de ciento ochenta centímetros de estatura. Llevaba puesto un traje color azabache digno de un novio multimillonario a punto de dar el ‘sí quiero’ en el altar. Un chaleco grisáceo con estampados discretos le aprisionaba el torso. Lucía una corbata de cachemir, en tonos rojizos y morados, y las mangas de su camisa amarfilada estaban abrochadas por unos gemelos de oro con forma de cruz ansada. Sus manos, cubiertas por unos guantes completamente pulcros, sin ninguna mancha que corrompiese su blanco virginal, sostenían un bastón coronado por la calavera de un chacal con las fauces abiertas”.

Para que conozcáis un poco en qué ha consistido el trabajo realizado, le he pedido a la ilustradora que nos cuente cómo fue el proceso creativo de la obra: “Ha sido un encargo laborioso, pero nada complicado, porque las ideas estaban bastante claras desde un principio. La ilustración la he realizado en el iPad, mediante el programa Procreat. Comencé con el boceto del personaje principal, utilizando el pincel tinta corrida, que ocuparía la parte central del dibujo, ciñéndome a la descripción de Alastor que hay en el prólogo del libro. A partir de ahí, fueron surgiendo otras ideas y técnicas que más tarde fui introduciendo. Piezas de ajedrez como suelo y una calle al más estilo Wall Street, servirían para ir creando un fondo en sintonía con la novela. Por último, además de colorear la corbata del personaje, decidí incorporar una explosión roja con acuarela digital y aerógrafo, para darle un toque de color y así hacer un contraste con el dibujo monocromático en blanco y negro”.

1. Boceto inicial
2. Explosión con acuarela
3. Detalles y escenario
4. Resultado final

En definitiva, hemos tratado de crear una portada atractiva, sobria y elegante, en la que predominaran el rojo, el blanco y el negro, los colores más representativos del universo de la saga. Alastor se convierte en el eje central de la imagen, al igual que en la novela, en la que es tanto el protagonista como el antagonista de la historia.

¡Espero que os haya gustado tanto como a mí! Os animo a que dejéis vuestras impresiones en mis redes sociales. Puedes suscribirte a la Newsletter de mi página web (www.josecarlosmvalero.com) para estar al tanto de las últimas novedades de la saga, o escribirme a través de mi cuenta de Instagram (@josecarlosmvalero) o del correo electrónico (hola@josecarlosmvalero.com).

¡Abrasoles!

#conocesuobramaestra